Búsqueda de artículos

 

El grupo de mujeres jóvenes representa hoy el sector con mayor riesgo de contraer el virus de inmunodeficiencia humana (VIH) debido a su estado de vulnerabilidad social, aunque el mayor número de casos se registra en hombres que tienen contacto sexual con su mismo género.

Así lo señalaron Patricia Volkow, del Instituto Nacional de Cancerología; Andrea González, de la Secretaria de Salud del gobierno de la Ciudad de México, y Ana Amuchástegui, académica de la Universidad Autónoma Metropolitana unidad Xochimilco.

Indicaron que alrededor del 21 por ciento de los casos de VIH se presenta en el sector femenino -uno de cada cinco individuos infectados-, la mayor parte de éstas (93 por ciento) fueron contagiadas por su pareja heterosexual estable.

Al participar en el Seminario Permanente de Género y Salud, organizado por la Facultad de Medicina (FM) de la UNAM, consideraron que la mayor parte de las mujeres infectadas en su hogar no se identifican como personas en riesgo, de hecho esta enfermedad se engloba dentro de otra epidemia: la violencia hacia las mujeres.

Volkow apuntó que al inicio de la epidemia ellas se situaban en la periferia del "huracán"; sin embargo, hoy ocupan el centro del mismo por constituir la mitad de casos de esta enfermedad en el mundo y, además, sus características sociales y biológicas las coloca en mayor riesgo de contraer el virus y menor posibilidad de protegerse de éste.

Esta epidemia es producto también de las desigualdades y normas de género perjudiciales que promueven prácticas sexuales de riesgo y reducen el acceso de ellas a los servicios de salud reproductiva y sexual.

Consideró que es importante trabajar "para combatir esas diferencias si se desea aminorar el peso de la epidemia en términos generales, pero muy en particular en mujeres y niñas para que aprendan a protegerse".

Por su parte, Andrea González destacó que el tema de la prueba del VIH sigue siendo un tabú en el país. Las adolescentes usuarias de drogas son el grupo de mayor riesgo de infección.

El embarazo en adolescentes, la violencia de género y los problemas cognitivos y de salud mental son condiciones que incrementan la vulnerabilidad del género femenino al virus.

Además, planteó la necesidad de reducir la incidencia de embarazos en adolescentes como una medida de salud para evitar riesgos y vulnerabilidades. El capital social que esto representa podría contribuir a modificar estructuralmente el contexto de riesgo, señaló.

Para Ana Amuchástegui, psicóloga social y experta en estudios de género, el sexo desprotegido con pareja estable es el principal factor de riesgo para las mujeres, lo que implica que se infecten por prácticas sexuales que por norma cultural deben cumplir: ser monógamas y tener sexo desprotegido.

 

Eso no tiene que ver con la sumisión o con la ignorancia, "sino con que en este país la construcción social de la epidemia, desde el principio, estuvo vinculada a llamados grupos de riesgo hoy transformados en poblaciones clave: hombres homosexuales, trabajadoras, trabajadores sexuales y mujeres transgénero".

 

Vía Informador 

 

La Red por los Derechos Sexuales y Reproductivos en México (Ddeser) pidió a la secretaria general del Consejo Nacional de Población (Conapo), Patricia Chemor Ruiz, implemente un presupuesto adecuado y acciones efectivas para prevenir el embarazo en niñas y adolescentes en el país.

En un comunicado, Ddeser señaló que el Conapo debe cumplir su compromiso con las niñas, adolescentes y jóvenes, en lo que respecta al pleno ejercicio de sus derechos sexuales y reproductivos, en un marco de respeto a sus Derechos Humanos, “por encima de cualquier consideración religiosa o ideológica”.

Además, indicó que todos los recursos que recibe del erario deben ser utilizados para disminuir el problema que sigue creciendo de manera alarmante, en perjuicio del sano desarrollo de las jóvenes mexicanas.

Ddeser indicó que en el país hay 22.4 millones de adolescentes de entre 10 y 19 años de edad, y este grupo poblacional es el que menos utiliza métodos anticonceptivos en su primera relación sexual.

Manifestó como importante poner mayor atención en aquellas niñas y mujeres inmersas en un contexto de violencia, agresión, inequidad y abuso sexual, sin la posibilidad de acceder a oportunidades igualitarias de educación y a un desarrollo integral saludable.

Ddeser recordó la presentación en 2015 de la Estrategia Nacional de Prevención del Embarazo en Adolescentes (ENAPEA), por parte del gobierno federal, que aunque “fue un buen acierto, también tiene graves omisiones”.

Ya que no contempla un presupuesto específico para su implementación, no incluye la implementación de servicios de salud especializados para niñas y adolescentes embarazadas.

Ni tampoco garantiza el acceso a las víctimas de violencia sexual a servicios de salud como el suministro de la Pastilla de Anticoncepción de Emergencia (PAE), y el acceso a servicios de aborto legal por violación.

Ddeser expresó que el Conapo es una de las instituciones clave para promover el cumplimiento de la ley en esta materia, por lo que “permanecer en la indiferencia equivale a promover la injusticia y dejar de cumplir con sus obligaciones constitucionales”.

 

Finalmente, la Red exigió que las acciones del Conapo no sólo sean campañas mediáticas y por internet, sino que sean más amplias en beneficio de niñas y adolescentes.

 

Vía CimacNoticias 

 

El Consejo Mexicano de la Familia (ConFamilia) presentó ante el Senado de la República  una propuesta de reforma al artículo 4º de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, relativa a la intervención del Estado en la procuración de bienestar a las familias mexicanas.

De acuerdo con esta organización civil, presidida por Juan Dabdoub Giacomán, la importancia de “defender” la institución familiar radica en que la descomposición social reinante en la actualidad, tanto en México como en el mundo, ha sido causada por la pérdida de los valores de la sociedad. Esto, a su vez, se ha originado por la desintegración y el debilitamiento de la familia.

De esta manera, la propuesta, respaldada por miles de firmas, pide el cambio al primer párrafo del artículo constitucional, para establecer que “El varón y la mujer, siendo diferentes y complementarios entre sí, son iguales ante la ley. Ésta protegerá la organización y el desarrollo de la familia”.

Actualmente, dicho párrafo señala que “El varón y la mujer son iguales ante la ley. Esta protegerá la organización y el desarrollo de la familia”.

Asimismo, solicita agregar los siguientes párrafos:

“La familia es el elemento natural y fundamental de la sociedad y debe ser protegida y apoyada por la sociedad y el Estado, a fin de que su entorno les garantice a todos sus miembros las condiciones necesarias para alcanzar un óptimo desarrollo”

“Se reconoce el derecho del varón y de la mujer a contraer matrimonio y a fundar una familia. El matrimonio no podrá celebrarse sin el libre y pleno consentimiento de los contrayentes”

“El matrimonio es una institución de interés público y el fundamento natural de la familia; como tal debe ser protegido por el Estado, como un compromiso público que toman libremente un varón y una mujer, para amarse, fundar una familia y educar a sus hijos hasta que alcancen la mayoría de edad”.

Además, pide modificar el segundo párrafo del artículo constitucional, cuyo contenido señala que “Toda persona tiene derecho a decidir de manera libre, responsable e informada sobre el número y el espaciamiento de sus hijos”, por la frase, “Todo matrimonio o concubinato tiene derecho a decidir de manera libre, responsable e informada sobre el número y el espaciamiento de sus hijos”.

También contempla reformar el tercer párrafo, cuyo texto actual establece que “Toda persona tiene derecho a la alimentación nutritiva, suficiente y de calidad. El Estado lo garantizará”, para indicar que “En todas las decisiones y actuaciones del Estado se velará por el desarrollo integral de la familia, siendo éste el principio que guiará el diseño, ejecución, seguimiento y evaluación de todas las leyes, programas y políticas públicas de los tres órdenes (niveles) de gobierno de los tres Poderes de la Unión”.

Y agregar que “Los padres tienen el derecho preferente a escoger el tipo de educación que habrá de darse a sus hijos; incluyendo la correspondiente al desarrollo de las aptitudes intelectuales, morales y religiosas, la educación sexual, las actitudes y virtudes”.

En los apartados referentes a la protección del interés superior de la niñez, la propuesta pide la inclusión del siguiente párrafo: “A fin de garantizar el respeto del interés superior de la niñez, todos los niños y niñas tienen el derecho a crecer en su familia, bajo el cuidado y protección de su padre y su madre. En el caso de orfandad de padre y madre de un menor o si fuese es privado de manera definitiva de su familia de origen, se deberá asegurar su cuidado y protección   por un padre y una madre adoptivos. El Estado no puede por ninguna causa privar deliberadamente a un niño de este derecho”.

Así como modificar el párrafo subsiguiente para comprometer al Estado a preservar el cumplimiento de estos derechos y principios.

Visión tradicional

El fortalecer esta institución sería una de las soluciones más directas a los problemas que ocurren en nuestro país, según propone ConFamilia,  en cuyo sitio web se puede encontrar una recopilación de los distintos problemas que se viven en México en diversos sectores, con indicadores como que el país es primer lugar en pornografía infantil; primer lugar en obesidad infantil; primer lugar en la OCDE en embarazos adolescentes; segundo país en trata de personas menores de edad; último lugar en la OCDE en desempeño educativo; también se menciona el rezago en el combate a la pobreza, entre otras situaciones más.

Es por esto que  ConFamilia aboga por la intervención del gobierno para la defensa de su concepto de familia, el cual, aclara,  se sustenta  en la Declaración Universal de los Derechos Humanos que en su artículo 16 afirma que “La familia es el elemento natural y fundamental de la sociedad y tiene derecho a la protección de la sociedad y del Estado”.

En el sitio web de la organización puede observarse que en el apartado de “Nuestros Valores”, junto a la Declaración Universal de Derechos Humanos, aparece la declaración de principios del II Congreso Mundial de Familias, una reunión de asociaciones “profamilia” de distintos países y religiones, de 1997. Declaran que su reunión tiene como fin “afirmar que la familia natural humana está establecida por el Creador y es esencial para el bienestar de la sociedad”.

 “La familia natural es la unidad social fundamental, inscrita en la naturaleza humana, y centrada en la unión voluntaria de un hombre y una mujer en un convenio para toda la vida llamado matrimonio”, se lee en el apartado.

En artículos recopilados en su sitio web se puede observar más a fondo esta concepción de la figura familiar. En uno de ellos se afirma que la dualidad de hombre y mujer es una realidad preestablecida desde la Creación.

“Estas dos naturalezas son complementarias entre sí. Sin embargo, en los tiempos actuales, hay filosofías que proponen que el sexo no es un dato originario de la naturaleza, sino un papel social construido culturalmente, como es el caso de la “ideología de género”. Al presentar al ser humano de este modo, como un ser en abstracto que elige autónomamente su condición sexual, se rompe con la dualidad natural mencionada. Y esto, a su vez, rompe con la figura de la familia, que es la ‘unidad social fundamental, inscrita en la naturaleza humana, y centrada en la unión voluntaria de un hombre y una mujer en un convenio para toda la vida llamado matrimonio’”, argumentan.

Otros argumentos que pueden encontrarse en su página dicen que  “el matrimonio homosexual es una ruptura de la civilización occidental; que las relaciones homosexuales son más inestables y promiscuas que las heterosexuales”; o que, de acuerdo con investigaciones, “entre las parejas casadas homosexuales el índice de divorcio es mucho más alto que en las parejas heterosexuales”.

Otro punto fundamental de sus propuestas es  el derecho de los padres a educar a sus hijos como ellos lo consideren, refiriéndose a creencias tanto morales como religiosas, y que actualmente no es reconocido como tal, según su punto de vista.

 

Por David Ramos Urbán

 

Vía NotieSe 

 

En el contexto de la adhesión a la campaña internacional Nosotros por ellas (HeForShe), el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, ordenó la puesta en marcha de una serie de medidas para erradicar, sancionar y atender las agresiones contra las mujeres, realizar campañas de prevención de la violencia de género, para acelerar el cambio hacia la igualdad y visibilizar los estereotipos de género que limitan el desarrollo.

En el acto realizado ayer en las instalaciones de la dependencia, el titular de Gobernación se sumó a ONU-Mujeres en este proyecto que convoca a la sociedad a desmontar aquellas prácticas que se traducen en violencia de género en contra de las mujeres.

Ante funcionarios del organismo internacional, funcionarios de gobierno federal y representantes de organizaciones civiles, Osorio Chong encomendó a Alejandra Negrete, titular de la Comisión Nacional de Atención a Víctimas (Conavim), impulsar la creación de al menos un centro de justicia para las mujeres en cada uno de los estados de la República. Actualmente, dijo, hay en operación 26 centros en 19 estados.

El compromiso es que no exista un estado que no cuente con uno de ellos, sostuvo, y agregó que se iniciará un sistema de indicadores para la erradicación, sanción y atención de las agresiones contra las mujeres, así como realizar campañas para prevenir la violencia de género.

También indicó que se fortalecerá el Banco Nacional de Datos e Información sobre Casos de Violencia contra las Mujeres, a fin de conocer a profundidad sus causas e identificar acciones para prevenirla, y a continuar con la incorporación de la perspectiva de género en el mecanismo para la protección de personas defensoras de derechos humanos y periodistas.

El funcionario giró instrucciones para vincular “a los concesionarios de radio y televisión con las mejores prácticas internacionales, así como a poner a su disposición alternativas de capacitación y los manuales de perspectiva de género que elaborará la Conavim.

Asimismo continuar incentivando a los medios impresos, a que adopten esquemas de autorregulación con perspectiva de género”.

Se impulsará también la certificación de la Secretaría de Gobernación con base en la nueva norma oficial en igualdad laboral y no discriminación.

En este gobierno, sostuvo Osorio, estamos convencidos de que construir un México de derechos y de igualdad entre mujeres y hombres es una tarea de Estado.

Por su parte, la representante de ONU-Mujeres, Ana Güezmes, señaló que no basta cambiar la ley, necesitamos una profunda transformación cultural.

Invitamos a los hombres a sumarse a este cambio a través de esta campaña solidaria Nosotros por ellas, dijo, y agregó que los países, las ciudades con mayores niveles de igualdad, presentan mayor crecimiento y mejores estadísticas en seguridad, son más sostenibles.

Comentó que aun cuando el cambio está ocurriendo a escala mundial, se requiere que sea más rápido.

El mensaje es muy simple, la igualdad de género no sólo es asunto de mujeres, es un imperativo que nos afecta todos y a todas.

Si alcanzamos la igualdad, nos va a beneficiar tanto a hombres como a mujeres, indicó.

 

Por Jesús Aranda

 

Vía La Jornada 

El senador Alejandro Encinas Rodríguez, presidente de la Comisión de Estudios Legislativos, Segunda, y diversos especialistas, aseguraron que la educación integral de la sexualidad en el país enfrenta todavía muchas resistencias en diversos ámbitos.

Según un comunicado de prensa, durante el seminario “Políticas Públicas para la Educación Integral de la Sexualidad, el legislador subrayó que las resistencias, no sólo son para incorporar el tema en planes y programas de estudio o en nuestra legislación en el ámbito constitucional, --como un derecho de todas y todas las mexicanas y mexicanos-- sino para el ejercicio de las libertades básicas, y los derechos sexuales y reproductivos de nuestra población.

Hizo énfasis en que ahora que se está discutiendo lo que será la primera Constitución para la Ciudad de México, y éste tema, “estoy seguro lo incorporaremos como uno de los derechos humanos fundamentales de los habitantes de la ciudad”.

Añadió que este y otros temas relacionados se abrirán a la discusión pública, pues aseveró que nuestro país no merece vivir en el ostracismo, mucho menos en el intento de imposición de una sola visión del mundo, de una sola forma de vivir.

Además expresó su confianza en que los trabajos del seminario no solamente lleguen a conclusiones puntuales, claras y precisas, sino que marquen un elemento y una ruta para impulsar las reformas legales que fortalezcan los derechos de todas y todos los mexicanos a contar con una educación sexual integral.

Gerardo Esquivel Hernández, coordinador Ejecutivo de Investigación del Instituto Belisario Domínguez, resaltó la importancia de abordar el tema del embarazo en el adolescente, pues alertó que México es el integrante de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) con la tasa más alta de embarazos en adolescentes.

Dijo que la tasa de embarazo en México ha crecido en los últimos años, a pesar del avance en el acceso a la educación en esta materia, por parte de los jóvenes.

José Aguilar, de Democracia y Sexualidad, A.C., consideró que no se puede seguir con atavismos o prejuicios, toda vez que hay una gran cantidad de jóvenes que se están embarazando; más de 400 mil al año y por desgracia, precisó, menores de 14 años y casi el 20 por ciento de infecciones de transmisión sexual, especialmente de VIH- Sida, ocurre en jóvenes menores de 25 años.

En el panel sobre “Experiencias de éxito en educación integral de la sexualidad en América Latina”, la coordinadora del Programa de Educación Sexual de Argentina, Mirta Marina, señaló que en ese país se instrumentó una política integral sobre sexualidad a nivel nacional, la cual tiene a los docentes de las escuelas públicas y privadas como figuras fundamentales para su implementación.

Indicó que para establecer una política de este tipo, es fundamental llevar a cabo un trabajo de intensa articulación intersectorial, a fin de que el grado de institucionalización sea fuerte, porque debe integrarse por aspectos bilógicos, psicológicos, sociales, afectuosos y complementarse con el género, el respeto por la diversidad y el resarcimiento de la violencia contra las mujeres.

Por su parte, el representante del Programa de Educación Sexual en Uruguay, Diego Rossi Gonnet, aseguró que la educación sexual debe asumirse como una política pública y un medio para generar cambios, que permitan garantizar plenamente los derechos de todas las personas.

Indicó que la política debe ser transversal con otras leyes y, sobre todo, enfocarse en la capacitación de los docentes de las escuelas, “porque por más que haya leyes y decretos en esta materia, sin la formación de los maestros de nada servirán”.

Finalmente, Ramón Rivero Pino, jefe del departamento científico del Centro de Educación Sexual de Cuba manifestó que en esa nación se implementó un programa de educación sexual que articula todas las acciones de los diferentes ministerios y de las diferentes organizaciones sociales, con el propósito de mejorar la educación integral de la sexualidad.

Explicó que todas las acciones tiene el fin de potenciar el acceso de toda la población a una educación sexual de calidad, contribuir a la atención integral de calidad de la salud sexual de la población y fomentar el reconocimiento y pleno respeto de los derechos sexuales y reproductivos de la gente, estableciendo como base los derechos humanos, el enfoque de género y la diversidad.

 

El seminario también abordó el tema vinculado a las acciones del gobierno federal para impulsar la educación integral de la sexualidad y las acciones pendientes en la materia.

 

Vía Quadratín 

 

“Queremos contribuir a un mundo donde cada hijo, donde cada hija sea deseado y deseada, sin sorpresas”. Así se expresaba el director de Marie Stopes International Bolivia, Ramiro Claure, en la presentación el pasado 29 de enero del Experminator , un videojuego cuyos retos se vinculan a aprendizaje y la formación en torno a la educación sexual y reproductiva.

Experminator, diversión con prevención es un juego para teléfonos móviles desarrollado por esta ONG de origen británico, que opera en  42 países del mundo mediante sus cerca de 600 centros, 1700 franquicias sociales y unidades móviles para el trabajo en terreno, principalmente de índole rural. Con este juego la organización se vuelca en una nueva línea de intervención, a través de las nuevas tecnologías, dentro de su trabajo en el ámbito de la divulgación de los métodos anticonceptivos y de prevención de las Infecciones de Transmisión Sexual (ITS), enfocada hacia el público adolescente y juvenil. En apenas tres semanas, la aplicación ha sobrepasado las 20.000 descargas.

La educación es un elemento fundamental para garantizar el acceso pleno y libre al ejercicio de los derechos sexuales y reproductivos, cuya prevalencia es garante para la realización personal y la consecución de una vida digna en las sociedades socialmente avanzadas.

Es la capacidad de acceder a una formación integral en el ámbito de estos derechos lo que proporciona la igualdad de oportunidades para asegurarse el efectivo ejercicio de estos derechos humanos e inalienables, con independencia de la procedencia o del estatus socioeconómico de las personas.

La realidad boliviana arroja unos datos que implican la necesidad de impulsar y desarrollar la formación en derechos sexuales y reproductivos entre los jóvenes:

Según datos de la Encuesta Nacional de Demografía y Salud (ENDSA 2008), en Bolivia cerca del 18% de las adolescentes de entre los 15 y los 19 años ya es madre o está embarazada. De estos embarazos, al menos el 70% no fue planificado. En el área rural se observa un incremento del 22% en 2003 en adolescentes madres o embarazadas a un 25% en 2008. El embarazo y la maternidad en adolescentes se registra con mucha mayor frecuencia en mujeres adolescentes con menor acceso a educación, que viven en zonas rurales y en condiciones de pobreza. Una de cada tres adolescentes del quintil más pobre es madre o se encuentra embarazada, frente a una de cada 10 del quintil superior y con mayor acceso a la educación.

Para contrarrestar estas realidades, la actividad que Marie Stopes International Bolivia viene realizando en el país desde hace 22 años partió de la premisa de que la población boliviana posee la capacidad y las condiciones para satisfacer sus necesidades de salud sexual y reproductiva.

En este marco, la divulgación y la pedagogía sobre esta materia han vertebrado uno de los ejes fundamentales de sus planes de impulso de las políticas nacionales de salud y otorgando plena relevancia en la orientación y el asesoramiento para el embarazo, la prevención de Infecciones de Transmisión Sexual (ITS-VIH) y el uso de métodos anticonceptivos.

Con esos mimbres, la organización ha trabajado desde 1994 en las áreas rurales y urbanas de todos los departamentos para procurar a la población el acceso a servicios de salud sexual y salud reproductiva integrales y de calidad y promover el ejercicio pleno de los derechos sexuales y derechos reproductivos, dando el soporte necesario para que las personas tengan la capacidad para organizar y disfrutar de su vida reproductiva y sexual.

Entretenimiento informado

El juego Experminator se plantea de un modo tan sencillo como entretenido. En él, el usuario maneja a Experminator, una suerte de héroe aguerrido que tendrá que lidiar, anticonceptivos en metralleta, con la oleada de espermatozoides que sin vacilación se dirigen al ovulo que nuestro héroe ha de custodiar por encima de todo. Rapidez de reflejos y concienciación se unen a la pericia para perfilar lo que hay que tener si se quiere afrontar el reto de Experminator . La intención, eficaz por lo atractiva que resulta para los adolescentes, es concienciar sobre la importancia de prevenir las Infecciones de Transmisión Sexual (ITS) y cuáles son los métodos anticonceptivos que, a imagen de los que salen de la boca del arma de Experminator, pueden marcar la diferencia entre la salud y la enfermedad.

“También queremos contribuir a que ni una persona más contraiga el VIH (Virus de Inmunodeficiencia Humana) por desinformación”, recalcaba a su vez el presidente de la ONG, Claure, un problema el de esta enfermedad con la que viven 12 de cada 10.000 bolivianos, según datos del Ministerio de Salud del país.

Experminator es un producto “hecho en Bolivia, para Bolivia y el mundo” con el que “hemos cambiado las aulas de la educación clásica para entrar a la información virtual”, sentenciaba el presidente de la ONG en Bolivia. Y es que la tecnología permite transformar el aprendizaje para hacerlo más permeable entre los jóvenes a través de métodos lúdicos e interactivos, que invitan al usuario a implicarse activamente en la prevención de los riesgos que conlleva una vida sexualmente activa.

Prolifera el 'smartphone'

El smatrphone, cuyo uso se ha generalizado entre la gente joven, pone a su alcance el conocimiento acerca de estas cuestiones que conectan con su día a día. Habida cuenta de que el 26% de la población boliviana hace ya uso de la telefonía inteligente, según datos de 2014 de la Autoridad de Regulación y Fiscalización de Telecomunicaciones y Transportes (ATT) de aquel país, y que las operadoras nacionales de telefonía móvil recalcan que son los jóvenes los que más uso dan a estos dispositivos, el smartphone se revela como la herramienta idónea para conjugar divulgación y entretenimiento de una forma sencilla, cercana y ampliamente aceptada por la población que está más expuesta a los riesgos cuando el sexo se practica sin la información y prevención adecuadas.

 

Por Fernando del Rosal

 

Vía eldiario.es 

 

Los tres posibles feminicidios presentados el sábado pasado en diferentes municipios del Estado de Puebla, obligan a reconsiderar el aval a la alerta de violencia de género en territorio poblano, porque por cada caso que se conoce, hay otro que no se registra, aseguró la directora del ODESYR, Vianeth Rojas Arenas.

Cabe recordar que el sábado pasado, fue encontrado el cadáver de Samai Alejandra Márquez Salgado, desaparecida desde el pasado 17 de febrero, pero también se encontraron los cuerpos sin vida de dos mujeres más en los municipios de Tepeaca y Cholula, que deben entrar en las investigaciones.

Ante eso, la integrante del Observatorio de Derechos Sexuales y Reproductivos, dijo que en la actualidad, se presenta un promedio de una mujer asesinada, por semana y esto está sobrepasando este promedio, aunque reiteró que son posibles casos de feminicidios.

Rojas Arenas, aclaró que el registro hemerográfico que se tiene en el Estado de Puebla, es solamente un sub-registro, porque reiteró que no todos los casos de mujeres que son posibles feminicidios salen en los medios de comunicación, “sabemos que por uno que sale en los medios de comunicación, seguramente hay otro que no sale”.

Recordó que los datos que tiene el ODESYR, indican que hasta el momento, la cifra de posibles feminicidios rebasa los 17 casos, porque en 2013 se registraron 50 posibles casos, en 2014 fueron 60 posibles casos, en 2015, hay 49 posibles casos y en el presente 2016 ya se contabilizan 15 posibles casos”.

Al morenovallismo no le interesa destinar presupuesto para prevención

Vianeth Rojas Arenas, aseveró que las últimas noticias que se tienen, indican que solamente en un fin de semana, se registraron 3 posibles casos de feminicidios, “las últimas noticias nos lanzan esto, pero el problema es que no hay políticas de prevención”.

Por eso, lamentó que al presente gobierno del Estado de Puebla, que encabeza Rafael Moreno Valle, no le interesa destinar un presupuesto específico para generar las políticas necesarias de prevención y con ello frenar los casos de asesinatos de mujeres.

Dijo que ese proyecto de prevención, se necesita hacer desde distintas aristas, desde la educación y en medios de comunicación, para empezar, “pero yo no veo una campaña masiva en el Estado de Puebla, de prevención, por eso hacemos un llamado para que se considere y pueda combatirse ese fenómeno”.

En entrevista, aseguró que los presentados, son datos medibles, por lo que se pueda saber el impacto de este tipo de acciones, sin embargo, reiteró que le queda claro “que evidentemente, en Puebla no se están llevando a cabo estas políticas públicas”.

Prueba de ello, dijo la directora del ODESYR, es que en lo que va del presente año, ya se tiene un acumulado superior a los 160 casos, donde el año 2014 fue el más alto, aunque hay que esperar los resultados del presente 2016.

Empero, dijo que “me parece terrible que en sólo un casi fin de semana, hayan sido tres asesinatos y viene al caso preguntar cuántos se necesitan para generar acciones específicas”, que no existen y se necesitan con urgencia.

Por eso, Vianeth Rojas Arenas, dijo que estamos con esta última semana y los casos que han aparecido, se presentan en un ambiente que amerite que se pida la alerta de violencia de género, “que pareciera que hoy en día, es la única opción para poder generar acciones o políticas de prevención”.

 

Por Samuel Vera

 

Vía Intolerancia